English Version

Contenido

Ciencia y la Biblia

Creación vs. Evolución

Dardos Bíblicos

Temas Doctrinales

Temas Prácticos


Recursos

Cursos Autodidácticos


Información acerca de:

Condiciones de Uso

Contactos

Derechos de Autor

Nosotros

Política de Privacidad


Apologetics Press :: Temas Doctrinales

¿A Galilea o Jerusalén?
por Eric Lyons, M.Min.
[English]
Versión Imprimible | Enviar este artículo

Tres veces en el evangelio de Mateo, el escritor registró que a ciertos discípulos de Jesús se les instruyó que se reunieran con el Señor en Galilea después de Su resurrección. Durante la cena de la Pascua que Jesús comió la noche de Su traición, Él informó a Sus discípulos, diciendo, “[D]espués que haya resucitado, iré delante de vosotros a Galilea” (Mateo 26:32). Mateo registró que tres días después, el día de la resurrección de Jesús cuando María Magdalena y otras mujeres llegaron a la tumba vacía de Jesús, un ángel les dijo que notificaran a los discípulos en cuanto a la resurrección de Jesús, y que les dijeran exactamente lo mismo que se les había dicho tres días antes: “[H]e aquí va delante de vosotros a Galilea” (28:7). Luego, Mateo registró solo tres versículos después que, mientras las mujeres estaban en su camino a informar a los discípulos en cuanto a la resurrección de Jesús y el mensaje que el ángel les había dado, Jesús les apareció y dijo: “¡Salve!... No temáis; id, dad las nuevas a mis hermanos, para que vayan a Galilea, y allí me verán” (28:9-10). Algún tiempo después, “los once discípulos se fueron a Galilea, al monte donde Jesús les había ordenado” y “le adoraron” (28:16-17).

Según Mateo, incuestionablemente Jesús quería reunirse con Sus discípulos en Galilea después de Su resurrección. Sin embargo, algunos escépticos y algunas personas que estudian la Biblia sinceramente han preguntado por qué, según Lucas, Jesús se reunió con Sus discípulos en Jerusalén (24:33-43), y luego les mandó que se quedaran allí hasta que fueran “investidos de poder desde lo alto” (24:49). ¿Contradice el relato de Lucas al de Mateo? Según un antagonista de la Biblia,

Mateo, Marcos y Juan registran que Jesús dijo que los discípulos tenían que encontrarse con él en Galilea, al norte de Israel, alrededor de tres días de viaje. En oposición a esto, los dos libros de Lucas—El Evangelio de Lucas y El Libro de Lucas registran que Jesús planeaba reunirse con ellos en Jerusalén....

En el mundo real, la gente no puede estar en dos lugares al mismo tiempo, y reclamar esto sería caer en una contradicción.... La Biblia, como el esposo infiel, ha caído en contradicción, ha sido expuesta como una mentira, y por tanto no se puede confiar que diga la verdad (Smith, 1995).

¿Está esté escéptico en lo correcto? ¿Contiene la Biblia un error en este respecto? ¿Coloca a la misma gente en dos diferentes lugares “al mismo tiempo”? ¿Dónde, exactamente, quiso Jesús reunirse con Sus discípulos—en Galilea o Jerusalén?

Lo cierto es que Jesús se reunió con Sus discípulos en ambos lugares, pero lo hizo en tiempos diferentes. Una de las razones por las que muchas personas alegan que dos o más pasajes de la Biblia son contradictorios es porque no reconocen que las diferencias simples no significan una contradicción. Para que esta sea una contradicción genuina, no solamente se debe estar haciendo referencia a la misma persona, lugar o cosa en el mismo sentido, sino se debe considerar el mismo periodo de tiempo. Si una persona ve una puerta en la parte trasera de un edificio y dice, “Esa puerta está cerrada”, pero también dice, “Esa puerta está abierta”, ¿se ha contradicho? No necesariamente. La puerta puede haber estado cerrada en un momento, pero luego se puede haber abierto a causa de un viento fuerte. El tiempo y la cronología son factores importantes que se deben considerar cuando se aborda supuestos errores en la Biblia.

Considere otra ilustración que se relaciona más al supuesto problema que el escéptico propone. Al final de cada año, generalmente el miembro del personal de Apologetics Press viaja a Birmingham, Alabama para una reunión de fin de año de dos días. Suponga que el Director Ejecutivo nos recuerde de este evento tres días con anticipación, diciendo, “No se olviden de la reunión en Birmingham que comienza el jueves”, y luego llame a nuestros hogares la mañana de la reunión como otro recordatorio, diciendo, “No se olviden de nuestra reunión hoy en Birmingham”. ¿Estaría alguien justificado a concluir que nuestro Director Ejecutivo ha mentido en cuanto a la reunión si, ese jueves en la mañana, todos los miembros del personal de Apologetics Press (incluyendo al Director Ejecutivo) se reúnen en la oficina en Montgomery y realizan algunas de las tareas que normalmente hacen? Absolutamente no. Realmente, el día que los miembros del personal de Apologetics Press sale para la reunión de fin de año, es común que todos trabajen hasta las 10:30 a.m., y luego salgan para la reunión en Birmingham. Si alguien preguntara si fuimos a trabajar en Montgomery el jueves, pudiéramos decir honestamente, “Sí”. Si alguien preguntara si viajamos a Birmingham el jueves para la reunión de dos días, se pudiera decir verazmente, “Sí”. Ambos enunciados serían verdaderos. Nos reunimos en ambos lugares, solamente en tiempos diferentes.

Similarmente, Jesús se reunió con Sus discípulos tanto en Jerusalén y Galilea, pero en tiempos diferentes. El día de Su resurrección, se reunió con los apóstoles (excepto Tomás) en Jerusalén así como Lucas y Juan registraron (Lucas 24:33-43; Juan 20:19-25). Ya que Jesús estuvo en la Tierra solamente por 40 días después de Su resurrección (cf. Hechos 1:3), algún tiempo entre la reunión con Sus apóstoles en Jerusalén y Su ascensión más de cinco semanas después, Jesús se reunió con siete de Sus discípulos en el Mar de Tiberias en Galilea (Juan 21:1-14), y luego con todos los once apóstoles en un monte en Galilea que Jesús les había señalado anteriormente (Mateo 28:16). Algún tiempo después de estas reuniones en Galilea, Jesús y Sus discípulos viajaron de regreso a Judea, donde Él ascendió al cielo desde el Monte de los Olivos cerca de Betania (Lucas 24:50-53; Hechos 1:9-12).

Ninguno de los relatos de las apariciones post-resurrección de Jesús se contradicen. En cambio, cada escritor suplementó lo que otro escritor dejó sin registrar. Jesús pudo haber aparecido a los discípulos muchas veces durante los 40 días en la Tierra después de Su resurrección (cf. 1 Corintios 15:1-7), mientras los escritores del Nuevo Testamento mencionaron solamente los casos más prominentes para corroborar el hecho de Su resurrección.

Todavía, alguien puede preguntar, “¿Por qué Jesús mandó a Sus discípulos a quedarse ‘en la ciudad de Jerusalén” en el día de Su resurrección hasta que fueran “investidos de poder desde lo alto” (Lucas 24:49), si realmente quería que ellos se reunieran con Él en Galilea?”. Realmente, es una suposición declarar que Jesús hizo el enunciado anterior el mismo día que se levantó de la tumba. Algo que debemos tener en cuenta cuando estudiamos la Biblia es que los escritores bíblicos no estuvieron tan interesados en la cronología como lo están los escritores modernos. Frecuentemente (especialmente en los relatos del evangelio), los escritores pasaron de un tema a otro sin presentar el tiempo real o el orden exacto en que algo se hizo o enseñó (cf. Lucas 4:1-3; Mateo 4:1-11). En Lucas 24, el escritor omitió las apariciones post-resurrección de Jesús en Galilea (que Mateo y Juan mencionan). Sin embargo, note que él nunca declaró que Jesús permaneció solamente en Jerusalén desde el día que se levantó de la tumba hasta el día que ascendió al cielo.

Según Lucas 24 versículos 1,13,21,29 y 33, los eventos que se registran en los primeros 43 versículos de ese capítulo sucedieron el mismo día de la resurrección de Jesús. No obstante, los últimos cuatro versículos de Lucas 24 (vss. 50-53), sucedieron (según Lucas) más de cinco semanas después (cf. Hechos 1:1-12). Pero ¿qué acerca de los versículos 44-49? ¿Cuándo se realizaron estos enunciados? Lo cierto es que nadie sabe exactamente. Lucas no da ninguna indicación (como lo hizo en los versículos anteriores) que esta sección particular se realizó el “primer día de la semana” (24:1) o “el tercer día” desde la crucifixión de Jesús (24:21). Todo lo que sabemos es que los versículos 44-49 tienen su lugar antes de la ascensión al cielo (vss. 50-51). El hecho que Lucas usara la partícula conjuntiva de (traducida “y”) para comenzar el versículo 44, no significa que esto necesariamente denote una conexión cercana entre los dos versículos, sino solamente una continuación general del relato y un enunciado breve de lo que Jesús dijo. Aunque muchos lectores del siglo XXI suponen que los eventos que Lucas 24:44-49 registra ocurrieron el mismo día que Jesús se levantó de la tumba, el texto realmente no dice nada acerca de esto.

El crítico de la Biblia tiene la responsabilidad de verificar su suposición. Aunque el escéptico citado anteriormente comparó la Biblia a un “esposo infiel” que “ha caído en contradicción”, se debe recordar que es igualmente deplorable levantar acusaciones de infidelidad cuando no existe prueba para ello. En realidad, se debería comparar la Biblia a un esposo fiel a quien los escépticos prejuiciados y autoritarios cuyo caso se basa en suposiciones no-probadas han acusado injustamente de infidelidad.

REFERENCIAS

Smith, Mark A. (1995), “Gospel Wars: Galilee -vs- Jerusalem”, [En-línea], URL: http://www.jcnot4me.com/Items/contradictions/GALILEE-vs-JERUSALEM.htm.



Derechos de autor © 2007 Apologetics Press, Inc. Todos los derechos están reservados.

Estamos complacidos de conceder permiso para que los artículos en la sección de "Temas Doctrinales" sean reproducidos en su totalidad, siempre y cuando las siguientes estipulaciones sean observadas: (1) Apologetics Press debe ser designada como la editorial original; (2) la página Web URL específica de Apologetics Press debe ser anotada; (3) el nombre del autor debe permanecer adjunto a los materiales; (4) cualquier referencia, notas al pie de página, o notas finales que acompañan al artículo deben ser incluidas a cualquier reproducción escrita del artículo; (5) las alteraciones de cualquier clase están estrictamente prohibidas (e.g., las fotografías, tablas, gráficos, citas, etc. deben ser reproducidos exactamente como aparecen en el original); (6) la adaptación del material escrito (e.g., publicar un artículo en varias partes) está permitida, siempre y cuando lo completo del material sea hecho disponible, sin editar, en una extensión de tiempo razonable; (7) los artículos, en totalidad o en parte, no deben ser ofrecidos en venta o incluidos en artículos para venta; y (8) los artículos no deben ser reproducidos en forma electrónica para exponerlos en páginas Web (aunque los enlaces a los artículos en la página Web de Apologetics Press están permitidos).

Para catálogos, muestras, o información adicional, contacte:

Apologetics Press
230 Landmark Drive
Montgomery, Alabama 36117
U.S.A.
Phone (334) 272-8558
http://www.apologeticspress.org




Web site engine code is Copyright © 2003 by PHP-Nuke. All Rights Reserved. PHP-Nuke is Free Software released under the GNU/GPL license.
Page Generation: 0.103 Seconds