English Version

Contenido

Ciencia y la Biblia

Creación vs. Evolución

Dardos Bíblicos

Temas Doctrinales

Temas Prácticos


Recursos

Cursos Autodidácticos


Información acerca de:

Condiciones de Uso

Contactos

Derechos de Autor

Nosotros

Política de Privacidad


Apologetics Press :: Dardos Bíblicos

Completamente Fuera de Contexto: “No Matarás”—Sé Vegetariano
por Kyle Butt, M.A.
[English]
Versión Imprimible | Enviar este artículo

Al manejar por una de las vías públicas en Montgomery, Alabama hace un tiempo atrás, un gran anuncio publicitario captó mi atención. En la parte izquierda del anuncio había una foto de un hombre que tenía cabello blanco, una gran barba blanca y que vestía una bata blanca. En su mano derecha sostenía lo que parecía ser un bastón, y en su mano izquierda sostenía lo que parecía ser un apio. Las letras grandes en el lado derecho del anuncio decían, “No matarás”, y debajo de esta cita del Antiguo Testamento estaba el imperativo “Sé vegetariano”.

No me malinterprete; no estoy en contra de ser vegetariano, y ciertamente no diría que alguien está haciendo lo incorrecto si lo fuera. Sin embargo, es una práctica deshonesta tomar un versículo de la Palabra de Dios y usarlo fuera de su contexto para justificar o condenar una actividad que el texto no aborda. Según el Antiguo Testamento, es claro que el mandamiento a no matar no se aplicaba a los animales, sino solamente al homicidio de seres humanos. En Génesis 9:1-6, Dios dijo directamente a Noé y a sus hijos que ellos podían comer de “[t]odo lo que se mueve y vive”. Sin embargo, en ese pasaje clarificó que la vida humana es diferente a la vida animal. En el versículo seis, declaró: “El que derramare sangre de hombre, por el hombre su sangre será derramada; porque a imagen de Dios es hecho el hombre”.

También se puede mostrar que es ridículo implicar que el mandamiento de Dios, “No matarás” (que se encuentra en Éxodo 20:13) se aplica a los animales cuando se considera que Dios mismo envió codornices para que los israelitas comieran (Éxodo 16:8,13), y que también mandó que los israelitas mataran y comieran corderos durante la fiesta de la Pascua. En cuanto al cordero de la Pascua, Moisés escribió: “El animal será sin defecto, macho de un año… Y aquella noche comerán la carne asada al fuego” (Éxodo 12:5,8, énfasis añadido). Obviamente, la prohibición de Dios en cuanto a la matanza no se extendía a los animales, sino solamente a los seres humanos.

El Nuevo Testamento documenta explícitamente el hecho que ciertas personas “religiosas” intentarían prohibir el consumo de ciertos alimentos. Pablo escribió a Timoteo:

Pero el Espíritu dice claramente que en los postreros tiempos algunos apostatarán de la fe, escuchando a espíritus engañadores y a doctrinas de demonios; prohibirán casarse, y mandarán abstenerse de alimentos que Dios creó para que con acción de gracias participasen de ellos los creyentes y los que han conocido la verdad. Porque todo lo que Dios creó es bueno, y nada es de desecharse, si se toma con acción de gracias; porque por la palabra de Dios y por la oración es santificado (1 Timoteo 4:1,3-5).

Cuando alguien toma el mandamiento “No matarás” fuera de contexto para aplicarlo a los animales, está siguiendo la corriente de aquellos de los cuales Pablo dijo que se apartarían de la fe. Además, contradice el énfasis divino que indica que Dios creó al hombre a Su propia imagen (a diferencia de alguna otra criatura), otorgándole un alma inmortal. Cualquiera que sea el grupo que patrocinó tal anuncio, ciertamente no ha hablado de Dios lo recto (Job 42:7).

Y a propósito, algunos calificarían al apio (una planta) como un “organismo vivo”. Si “No matarás” se aplica a toda la vida, ¿no sería aquel hombre en el anuncio, que estaba sosteniendo un apio, culpable de matar a algo vivo? ¿Estarían dispuestos los que patrocinaron ese anuncio a sugerir que la Biblia condena la matanza de mosquitos, cucarachas u hormigas? Si se toma un versículo bíblico fuera de su propio contexto, y se lo usa incorrectamente para justificar o condenar algo, entonces no existiera fin para tal actividad.



Derechos de autor © 2010 Apologetics Press, Inc. Todos los derechos están reservados.

Estamos complacidos de conceder permiso para que los artículos en la sección de "Dardos Bíblicos" sean reproducidos en su totalidad, siempre y cuando las siguientes estipulaciones sean observadas: (1) Apologetics Press debe ser designada como la editorial original; (2) la página Web URL específica de Apologetics Press debe ser anotada; (3) el nombre del autor debe permanecer adjunto a los materiales; (4) cualquier referencia, notas al pie de página, o notas finales que acompañan al artículo deben ser incluidas a cualquier reproducción escrita del artículo; (5) las alteraciones de cualquier clase están estrictamente prohibidas (e.g., las fotografías, tablas, gráficos, citas, etc. deben ser reproducidos exactamente como aparecen en el original); (6) la adaptación del material escrito (e.g., publicar un artículo en varias partes) está permitida, siempre y cuando lo completo del material sea hecho disponible, sin editar, en una extensión de tiempo razonable; (7) los artículos, en totalidad o en parte, no deben ser ofrecidos en venta o incluidos en artículos para venta; y (8) los artículos no deben ser reproducidos en forma electrónica para exponerlos en páginas Web (aunque los enlaces a los artículos en la página Web de Apologetics Press están permitidos).

Para catálogos, muestras, o información adicional, contacte:

Apologetics Press
230 Landmark Drive
Montgomery, Alabama 36117
U.S.A.
Phone (334) 272-8558
http://www.apologeticspress.org




Web site engine code is Copyright © 2003 by PHP-Nuke. All Rights Reserved. PHP-Nuke is Free Software released under the GNU/GPL license.
Page Generation: 0.077 Seconds